Reparto de mascarillas contra el «virus de los recortes» en el barrio de Bagatza de Barakaldo

Solapas principales

Momento del reparto Reparto de cientos de mascarillas en el barrio de Beurko-Bagatza para proteger a las personas y familias del «virus de los recortes» producto de las malas prácticas del Ayuntamiento y el Servicio Vasco de Empleo-Lanbide. En este barrio viven 221 familias perceptoras de la RGI; 147 pensionistas con escasos recursos económicos que reciben el complemento de pensiones; y el 6’5% de su población (606 personas) están en paro.

Nota de prensa

Berri-Otxoak reparte mascarillas gratuitas en el barrio barakaldés de Beurko-Bagatza para proteger a las familias más desfavorecidas frente al «virus de los recortes»

La plataforma denuncia las malas prácticas llevadas a cabo por el Ayuntamiento de Barakaldo y el Servicio Vasco de Emploe-Lanbide. En el barrio de Beurko-Bagatza viven familias y personas que necesitan de prestaciones sociales para subsistir. Berri-Otxoak insta a ambas instituciones a respetar los derechos de la ciudadanía de este barrio.

Berri-Otxoak reparte gratuitamente cientos de mascarillas en el barrio barakaldés de Beurko-Bagatza. Por medio de esta iniciativa ha evidenciado la necesidad de proteger a las familias con menos recursos económicos frente a la vulneración de derechos que llevan a cabo instituciones como el Ayuntamiento o Lanbide, colonizadas ambas administraciones por el «virus de los recortes».

«Entre las malas prácticas que el equipo de gobierno del consistorio lleva cometidas durante este año destacamos la coacción a la que somete a las familias solicitantes de ayudas de emergencia al limitarlas ilegalmente los conceptos sobre los que pueden solicitar prestaciones», declara el colectivo.

La plataforma contra la exclusión ha destacado también que «en lo que al Servicio Vasco de Empleo-Lanbide respecta, la institución no acaba de asumir sus responsabilidades legales a la hora de recoger y tramitar las solicitudes del Ingreso Mínimo Vital (IMV), ya que continúa delegando dicha función a la Seguridad Social, desorientando a las personas solicitantes e impidiéndoles la consecución de sus derechos económicos».

El barrio barakaldés de Beurko-Bagatza tiene una población de 9.359 habitantes, entre la que se encuentran 221 familias perceptoras de la RGI y 147 pensionistas que reciben el complemento de pensiones. Además, el 6,5% de sus residentes (606 personas) están en situación de desempleo.

A la vista de estos datos, la asociación considera de vital importancia que «tanto el Ayuntamiento de Barakaldo como Lanbide tomen medidas urgentes a fin de sanearse del «virus de los recortes» y atender a la ciudadanía garantizando plenamente sus derechos».

Barakaldo, 12 de octubre de 2020.

Etiquetas: