7ª crónica. San Luis: ciudad con ley

Solapas principales

fotoEl desayuno arranca a las 08.30h con el Secretario de Finanzas del ADU, Walter, que nos despierta con unos ricos churros rellenos de dulce de leche y cruasanes con crema. Con el estómago ya contento nos ponemos a la faena para preparar el seminario-taller previsto para la tarde en la Universidad de Villa Mercedes, a unos 100 km de San Luis. También aprovechamos para descargar vídeos que ilustren la represión en el Estado Español para el debate que compartiremos con las diferentes organizaciones de San Luis. A las 12h regresa Walter acompañado de Rosita que es la secretaria de Derechos Humanos de ADU. Almorzamos juntas compartiendo inquietudes y reflexiones. Salimos con algunos minutos de retraso camino de la Facultad de Trabajo Social con el ruidoso coche de Walter. El retraso se debe a que preparamos el kit de viaje: dos termos (uno con agua para el mate y otro infusión especial antiresfriado), la matera, la hierba, el portátil y papel para los mocos. Durante el trayecto nos sorprende la presencia de controles policiales en la ruta para verificar la legalidad del transporte de mercancías en vehículos pesados.

fotoLlegamos a la Facultad a tiempo y empezamos a conocer y charlar con las docentes que organizaban el seminario: Sonia, Graciela, Marcela, Enrique,... que nos reciben con entusiasmo que se refleja en el brillo de sus miradas y en las sonrisas de sus rostros. Pronto descubrimos que tenían muchas ganas de profundizar en los aportes feministas muy invisibilizados en el marco universitario donde se desenvuelven. El aula que habían reservado para realizar la actividad estaba ocupada y, al principio fue un poco caótico, pero pronto resolvieron la situación invitando a las alumnas y alumnos del aula a unirse al seminario. Por lo que nos encontramos en una aula con una capacidad para 30 personas abarrotada de gente (unas 70 personas) de diferentes cursos de trabajo social, acompañamiento terapéutico, psicología, sociología, ciencias de la educación,... y docentes de distintas materias. Lanzamos primero la pregunta estrella de que motivos les habían llevado a estudiar Trabajo Social, las respuestas fueron muy variadas: transformación social, por trabajar en la comunidad, las relaciones con otras personas, las injusticias sociales, el empoderamiento, pero también las había que no tenían muy claro que papel iban a desarrollar en este oficio. Presentamos el trabajo baladrino en las diferentes comunidades y posteriormente hablamos de nuestras experiencias más cotidianas en los colectivos que militamos. Tras 2h de exposición, abrimos la ronda de preguntas, inquietudes, comentarios... que se alarga 1h más y finaliza con las felicitaciones y venta de libros que nos permitirán tener liquidez para continuar el camino. Las docentes se quedan maravilladas por nuestros aportes y praxis en el Trabajo Social Comunitario desde una perspectiva feminista e intercambiamos contactos para seguir enredándonos. En los pasillos, nos cuentan las dificultades que tienen para integrar las visiones feministas dentro del contenido académico de la universidad y perciben que en nuestro caso, es un trabajo que tenemos avanzado. Abandonamos la facultad con el ego por las nubes sintiéndonos autenticas docentes y profesionales del Trabajo Social.

fotoSubimos al coche para iniciar la vuelta cargadas con nuestros termos llenos de agua para el mate que nos ayudará a no dormirnos en la ruta. Amenizamos el viaje, compartiendo con Walter música y cánticos ¡todo sea para que no abrazarnos a Morfeo! Llegamos a San Luis y nos fuimos a cenar a una pizzería de la avenida principal y alucinamos con las dimensiones gigantescas de la pizza que no pudimos terminar entre los tres y nos llevamos las sobras para el almuerzo del día siguiente. Gente, no fue una cena cualquiera, fue una cena intima y emocional donde pudimos compartir nuestras trayectorias personales y familiares que nos han llevado a construirnos en lo que hoy somos. El cansancio nos supera y nos vamos pronto a la cama. Mari empieza a emparanoiarse con el calefactor de gas y la falta de oxigeno durante la noche por lo que, a pesar del resfriado que arrastramos, decimos desconectarlo y dormir tranquilas tapadas hasta las cejas.

Nos despertamos con las risas de Tomasa, la mujer linda que limpia y mantiene el espacio, cuando le contamos la historia del calefactor, nos confiesa que es la primera vez que escucha algo así y que si hubiera habido cualquier riesgo ella misma nos hubiera alertado. De nuevo desayunamos churros rellenos de dulce de leche que nos trae Walter y Mari, como siempre, añade su cuchara extra de dulce de leche. Mientras comemos Walter nos hace un repaso de las actividades planificadas para el día de hoy. Nos deja terminando el desayuno y se marcha al trabajo. Nosotras por nuestra parte tenemos cita con las compañeras de Ninguna Santa en casa de Marta, una histórica de esta organización y profesora jubilada de Trabajo Social. Irma y Valeria nos recuerdan con cariño el primer encuentro de ellas con Baladre hace cuatro años en el que Rosa Zafra articuló un taller sobre Renta Básica de las Iguales y Feminismos. El tiempo pasa rápido compartiendo sus experiencias y proyectos futuros que podrán escuchar a través del Nosotras las personas en Radio Pimienta. Volvemos corriendo al ADU donde nos esperan Claudia, de la Secretaría de Género de ADU, Rosita, que ya conocimos el día anterior, Arturo, Secretario Adjunto, y las hijas de Claudia, Paz y Zoe. Tenemos un almuerzo con mucho contenido, sobretodo feminista, y mucha emoción. Nos despedimos por el momento para poder descansar y asearnos para acudir a las 17hs a la concentración por la aparición con vida de Santiago Maldonado. Tenemos noticias de que tanto en Madrid como en Barcelona se han realizado concentraciones para visibilizar la desaparición del compañero comprometido con la lucha Mapuche y visto por última vez con vida detenido y trasladado por la gendarmería argentina. Acuden unas 20 personas a la concentración y hacen una puesta común donde deciden seguir visibilizando la situación y desarrollar estrategias antirrepresivas a medio y largo plazo.

fotoPosteriormente regresamos al ADU para ocupar el aula con nuestra exposición sobre Represión en el Estado Español y Amnistía Social. Nos sentimos un poco pequeñas ante la magnitud represiva de este país al compartir nuestra experiencia con el sometimiento de las fuerzas represivas del Estado Español, aunque la situación no es comparable encontramos muchos paralelismos y la gente disfruta y nos agradece el encuentro. Nos parece alarmante la situación de las jóvenes de los barrios populares de San Luis, sometidas a un estricto toque de queda a partir de las 8 porque la policía los detiene y los encierra en distintas comisarias y centros de delito que sus familiares y allegados tienen que recorrer en busca de alguna pista sobre su paradero. Esto está generando que las jóvenes se empiecen a organizar con otros sectores poblacionales para dar respuesta a esta persecución gratuita y desmedida.

Al finalizar, Paz, la hija de Claudia, nos invita a ir al ensayo de su banda de rock que se llama Satura2. El grupo está formado por adolescentes de entre 15 y 18 años que se forman en la escuela Papo's Blus, una escuela comprometida en lo social de la ciudad y donde las bandas que forman parte de este proyecto colaboran con iniciativas solidarias. Tras el ensayo, volvemos al gremio para cenar y descansar, aquí nos encontramos con un campeonato de truco en la habitación contigua que nos acompaña el sueño a ritmo de cumbia.

fotofotofotofotofotofoto

Etiquetas: