Málaga - Situación Corrala "La Guevara"

Solapas principales

La Corrala "La Guevara" es un edificio situado en el barrio malagueño de La Victoria donde viven cinco familias que ejercen su derecho a la vivienda a pesar de las Instituciones, la Banca, los grandes capitales y el modelo de turismo depredador de la ciudad de Málaga.

Dicho inmueble fue recuperado a la Banca en el 2013 y desde el momento en que estas familias se realojaron en este edificio informaron a su propietario legal, el Banco Popular, de su presencia en dicho inmueble y la voluntad demostrada de negociación y diálogo, llegando a un acuerdo por parte de la entidad de no criminalización y de no denuncia hasta que se pusieran en contacto nuevamente con ellas para iniciar las negociaciones. 

La siguiente noticia que recibieron las vecinas de la Guevara, acerca de la negociación, fue que Banco Popular las sentaba en el banquillo de las acusadas para criminalizarlas y desposeerlas de las necesidades más básicas. El resultado de esos procedimientos judiciales es el siguiente: 

  • Cuatro de las familias salieron condenadas por la vía penal a desahucio y multas que de no ser pagadas supondrían prisión.
  • De esas 4 familias, dos de ellas, aterradas, abandonaron sus hogares para hacinarse la familia entera en una habitación de un familiar (mientras las instituciones se burlaban mediáticamente de ellas: La Opinón de Málaga "No podemos alquilar una vivienda" y La Opinión de Málaga "El IMV ayudará a Yanira a encontrar una vivienda". Sabemos que toda esta propaganda medíatica es toda una mentira, puesto que las promesas son falsas, el programa FRES es un fracaso al igual que sus programas de acompañamineto y atención, que directamente son inexistentes.)
  • Y la otra familia, sin ninguna otra alternativa, okupó de nuevo una vivienda de banco, reproduciendo en bucle la espiral de la exclusión/criminalización.

 

Esas dos viviendas han sido tomadas nuevamente por otras familias en situación de necesidad.  Las otras dos familias condenadas a abandonar su vivienda no lo han hecho. Una de ellas, la familia de Pepe, mediante movilización social, consiguió un aplazamiento que acaba el día 17 de abril. Pepe se encuentra hospitalizado debido a su grave enfermedad degenerativa desde hace semanas. Ni la banca ni las instituciones aportan solución alguna.

La otra vivienda, la de Belén y su familia, acabado el plazo de abandono “voluntario” del hogar, esperan que en cualquier momento llegue la fecha de desahucio.  Respecto a la quinta vivienda, donde habitan Leticia y Amelia de Zambra y Stop Desahucios, tras la absolución por vía penal, se abrió un procedimiento civil que cuenta ya con fecha de juicio el 9 de julio del 2018, para señalar la desposesión.

Banco Popular, en todo momento desoye las solicitudes de alquiler social de las vecinas y la mediación inocua de la Oficina del Derecho a la Vivienda del Ayuntamiento de Málaga.  En medio de este proceso, Banco Santander compra por un euro todos los inmuebles de Banco Popular, incluyendo la Corrala La Guevara. Grupo Santander, quien se jacta de no haber ejecutado un desahucio desde hace 5 años, propietario y máximo responsable de la gestión de Banco Popular, se niega a hacerse cargo de la negociación de un alquiler social de las viviendas de la Guevara. 

Todo esto en un contexto de pleno auge de la estrategia de los grandes bancos para lavar su imagen y evitar su nombre asociado a los desahucios y otras aberraciones. En un contexto donde SOCIMIS, FONDOS BUITRES, subcontratas de subcontratas, gestoras de alquiler turístico, etc. son las absolutas protagonistas del panorama de la vivienda en este estado, y desde luego en Málaga, donde el precio de la vivienda ha subido un 20% en tan sólo un año.  Varias de éstas empresas se han puesto en contacto con las vecinas para confundirnos, ofreciendo mensajes contradictorios: por un lado prometiendo negociaciones que nunca llegan, mientras solicitan a su vez las ejecuciones de los desahucios, amenazando y extorsionando por otro lado. 

La situación de las vecinas de la Corrala La Guevara, no es un hecho aislado. Casa Duende, la Madeja, la vivienda de Ana, Gloria, Joaquín, Mercedes, son algunas en la lista innumerable que BANCO SANTANDER PRETENDE DESAHUCIAR para seguir especulando y enriqueciéndose a costa de los derechos de todas las personas. 

Por todo ello, exigimos a Banco Santander:

  • La cesión de la Corrala La Guevara a sus legítimas residentes. A las personas que la habitamos, la conservamos, que hacemos refugio de ella, espacio de cuidados, que hacemos comunidad, barrio, y resistencia a un modelo de ciudad impuesto por y para los grandes capitales.

Un modelo de ciudad donde prima la especulación y el beneficio económico de unos pocos, solo está beneficiando la expulsión de las personas que habitamos esta ciudad hacia guetos de marginalidad, para dejar paso a turistas o acaudaladas. Málaga está desarrollando un modelo de ciudad que impide el acceso a los derechos sociales, a espacios de encuentro para el tejido ciudadano, y que no pone en valor de los recursos naturales y la riqueza de nuestro territorio, es más la cede y regala como Arraijanal. 

Desde la Corrala La Guevara informamos que NO NOS VAMOS porque no tenemos adonde. Porque las instituciones públicas no ofrecen alternativas. Porque los programas para personas en exclusión social son una cortina de humo. Porque la ayuda al alquiler del Ayuntamiento de Málaga es un fracaso y deja a la gran mayoría de sus “beneficiarias” sin acceso a una vivienda. 

Las vecinas de la Corrala La Guevara DESOBEDECEMOS PARA SER PERSONAS. 

La Corrala la Guevara No se Toca

Málaga No se Vende

Stop Desahucios 

Fb: La Corrala la Guevara 

Canal Youtube: La Ventana la Guevara

Etiquetas: