8 meses ya, viviendo debajo de un puente por culpa de los recortes sociales

Solapas principales

fotoÁngel, 23 años, lleva viviendo 8 meses en un cubículo bajo el puente de la A8 en Cruces. En la actualidad dispone de un empleo precario de 300 euros al mes. Mínimo salario que le impide salir de su situación de exclusión o poder desarrollar un itinerario formativo de inserción socio-laboral.

La paradoja es que Ángel reúne desde hace unos meses los requisitos necesarios para acceder a los diferentes recursos del consistorio. Sin embargo, hasta este lunes 2 de octubre no tiene su primera cita para intentar formalizar sus derechos en los servicios sociales municipales.

Por otro lado, hay que tener en cuenta que en el último recuento realizado por el Gobierno Vasco señalaba que había 19 personas (13 hombres y 6 mujeres) sin hogar en Barakaldo.

La apuesta por los recortes por parte del gobierno municipal trae trágicas consecuencias. El pasado viernes 22 de septiembre una persona falleció en un cajero de la localidad. En concreto, en la noche del jueves al viernes murió Hamza Mimoune. Tenía 35 años y estaba durmiendo en un cajero, cuando falleció. Esta la tercera muerte de una persona sin hogar en las calles de la localidad en los últimos 4 años.

Pero el Ayuntamiento ha suprimido el “Servicio de Urgencias Sociales”, dependiente del Departamento de Acción Social, que daba una respuesta más inmediata a estas situaciones de urgencia y a esto hay que sumar la falta de trabajadoras sociales -y personal administrativo- para evitar la actual saturación de las unidades de trabajo social de los barrios, las cuales están desbordadas: se concede cita a 2 meses vista.

Comunicado

Un claro ejemplo de las consecuencias de la apuesta por los recortes por parte del gobierno municipal es la situación de Ángel: joven de 23 años que sigue a día de hoy en un habitáculo bajo el puente de la A8, en Cruces. Circunstancia que no le es ajena al equipo de gobierno cuando varias patrullas de la Policía Municipal se han personado en diferentes fechas para comprobar si seguía residiendo ahí.

Este no es un hecho aislado. El último recuento realizado por el Gobierno Vasco señalaba que hay 19 personas (13 hombres y 6 mujeres) sin hogar en Barakaldo.

La apuesta por los recortes por parte del gobierno municipal trae trágicas consecuencias. El pasado viernes 22 de septiembre una persona falleció en un cajero de la localidad. En concreto, en la noche del jueves al viernes murió Hamza Mimoune. Tenía 35 años y estaba durmiendo en un cajero, cuando falleció.

Esta la tercera muerte de una persona sin hogar en las calles de la localidad en los últimos 4 años: el 26 de noviembre de 2015 Lucio, de 49 años, falleció en el interior de la tienda de campaña en la que vivía; en el 2013, el 27 de septiembre, fue encontrado sin vida Jesús, un joven ‘sin hogar’ de 30 años.

ÁNGEL VICTIMA DE LAS POLÍTICAS DE RECORTES DEL GOBIERNO MUNICIPAL
Cabe destacar que Ángel desde hace 5 meses dispone de un empleo precario, el cual le reporta menos de 300 euros al mes. Mínimo salario que le impide salir de su situación de exclusión o poder desarrollar un itinerario formativo de inserción socio-laboral.

Después de 8 meses, sigue a la espera de poder acceder a una Ayuda de Emergencia con la cual poder sufragar un alquiler. Pasados 8 meses este lunes tiene cita con el “equipo de ayudas económicas”. ¿Cuánto tardará en ver tramitado su expediente y en percibir la prestación que le permita dejar de vivir en la calle?

Ángel reúne todos los requisitos necesarios de acceso a los servicios sociales municipales desde hace tiempo. Sin embargo, hasta este lunes 2 de octubre no tiene su primera cita para formalizar sus derechos. La contestación hasta ahora ha sido “no podemos hacer nada porque hay unos plazos”.

Ante esta respuesta, Ángel intenta ponerse en contacto con los responsables municipales Mikel Antizar -concejal Acción Social- y Amaia del Campo, alcaldesa Barakaldo. Meses después está a la espera de una contestación desde los representantes del equipo de gobierno, lo que muestra su nula sensibilidad.

AUMENTO DE LA PRESIÓN CONTRA LOS SERVICIOS SOCIALES MUNICIPALES
La situación de Ángel es uno de los primeros efectos de los recortes aplicados desde el “Área de Alcaldía”

  • Suprimir el “Servicio de Urgencias Sociales”, dependiente del Departamento de Acción Social
  • Falta de trabajadoras sociales -y personal administrativo- para evitar la actual saturación de las unidades de trabajo social de los barrios, las cuales están desbordadas: se concede cita a 2 meses vista.

FALTA DE COMPROMISO CON LAS RECOMENDACIONES REALIZADAS POR EL ARARTEKO
Recortes a sumar a la no aplicación de las recomendaciones realizadas desde la oficina del Ararteko en su diagnóstico sobre los servicios sociales municipales. Donde se proponía…

  • Configurar equipos multidisciplinares integrados por profesionales en número suficiente para garantizar la atención inmediata sin que haya dilaciones en el acogimiento en primera instancia.
  • Desarrollar recursos residenciales de acogida y protocolos de amparo con carácter de urgencia.
  • Asegurar la habilitación en los presupuestos municipales de los recursos económicos necesarios para la prestación a la ciudadanía de los derechos sociales básicos: vivienda, necesidades primarias, atención no cubierta por Osakidetza, educación, inserción socio-laboral…

Etiquetas: